Tratamiento de los trastornos de la personalidad en Bilbao

Si tu respuesta emocional es desproporcionada y no controlas tus impulsos, puede que sufras un trastorno de la personalidad

Si sufres un trastorno de personalidad, podemos ayudarte a vivir con él

Te guiaremos para entender qué es lo que te ocurre, cómo eso afecta a tu entorno y cómo ha influido en lo vivido hasta ahora para empezar un proceso de cambio.

¿Por qué no soy como las demás personas?

Las personas con trastornos de personalidad tienen problemas para percibir la realidad y para relacionarse con el resto de las personas, lo que les provoca graves limitaciones.

Además, no suelen darse cuenta de que padecen un problema porque creen que su manera de pensar y comportarse es natural y suelen culpar a los demás de sus problemas.

Si sufres trastornos de personalidad, puede que…

  • Tengas formas extrañas e inadaptadas de percibirte a ti mismo, a los demás, las cosas que ocurren…
  • Te resulte difícil relacionarte con las demás personas
  • Percibas que tus relaciones familiares y de pareja se deterioran
  • Sientas una intensidad emocional exagerada o bien una falta de respuesta emocional
  • Tengas dificultad para adaptarte
  • Te cueste controlar tus impulsos

Las personas con trastornos de personalidad no suelen buscar tratamiento por ello, sino que recurren a terapia cuando perciben que su comportamiento ha causado graves problemas en sus relaciones personales o de trabajo.

Los trastornos de personalidad son un fracaso en la función social de adaptación

Para las personas con trastorno de personalidad es difícil ver las cosas de una manera diferente a como las perciben. Su forma estática de ver el mundo les produce sufrimiento y fuertes limitaciones en su vida personal y laboral.

A través de nuestro tratamiento del trastorno de la personalidad en Bilbao, conseguiremos que la persona sea consciente de esos rasgos de su personalidad que le dañan para que pueda desenvolverse mejor.

Rasgo de personalidad vs trastorno de personalidad

Un rasgo de personalidad es una característica, una emoción o una forma de pensar del individuo que es predecible y adaptada al medio, es decir, proporcional.

Por el contrario, un trastorno de personalidad supone que esa reacción o respuesta es desproporcionada, inadaptada, inflexible y persistente en el tiempo. Se aparta de las normas culturales y de lo que el entorno social espera de esa persona.

Los trastornos de personalidad generalmente comienzan en la adolescencia o al comienzo de la edad adulta. Se desconocen sus causas, aunque los especialistas creen que podrían estar relacionados con factores genéticos y ambientales.

Trastornos de la personalidad

Tipos de Trastornos de la Personalidad

Según el Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales, DSM-5, publicado por la American Psychiatric Association, existen 10 tipos de trastornos de la personalidad, divididos en tres grupos que comparten ciertos rasgos básicos de personalidad.

  • Trastorno paranoide de la personalidad: desconfían de las demás personas y creen que quieren dañarles, se sienten atacadas e insultadas, reaccionan con furia, son rencorosas y tienden a pensar que su pareja les es infiel.
  • Trastorno esquizoide de la personalidad: prefieren la soledad a las relaciones sociales, les cuesta disfrutar de las actividades, no suelen captar las señales normales y tienen poco o nulo interés por las relaciones sexuales.
  • Trastorno esquizotípico de la personalidad: piensan, visten y se comportan de manera peculiar, sufren experiencias perceptivas extrañas y creen que algunos acontecimientos esconden mensajes ocultos para ellas. Creen que pueden influir en otras personas con el pensamiento y sufren ansiedad social.
  • Trastorno de personalidad antisocial: son indiferentes a la necesidad y sentimientos de las demás personas, tienen una conducta impulsiva y suelen mentir, robar, estafar… Tienen problemas legales de manera recurrente y no tienen remordimientos por su comportamiento.
  • Trastorno límite de la personalidad: tienen una conducta impulsiva y asumen riesgos sin reflexionarlo. Su imagen persona es frágil, sufren cambios bruscos en su estado de ánimo y ataques de ira, tienen miedo a ser abandonadas, se sienten vacías y en ocasiones tienen conductas suicidas.
  • Trastorno histriónico de la personalidad: buscan constantemente ser el centro de atención, suelen usar discursos con opiniones exaltadas y son fácilmente influenciables. Se preocupan mucho por su apariencia física, sus emociones son poco profundas y cambiantes y creen tener relaciones más cercanas con el resto de las personas de lo que en realidad son.
  • Trastorno narcisista de la personalidad: se consideran especiales y más importantes que el resto. Son arrogantes, fantasean con el poder y el éxito, exageran sus logros y necesitan admiración constante. Son incapaces de reconocer las necesidades de los demás.
  • Trastorno de la personalidad por evitación: se consideran inferiores y evitan el contacto interpersonal. Son excesivamente sensibles a las críticas y tienen temor al rechazo.
  • Trastorno de la personalidad dependiente: dependen excesivamente de los demás, no confían en sí mismas y necesitan constantemente que alguien les cuide. Su conducta es sumisa y toleran tratos abusivos o inadecuados. Cuando terminan una relación necesitan con urgencia comenzar otra.
  • Trastorno de la personalidad obsesivo-compulsiva: se preocupan excesivamente por los detalles, el orden y las normas. Son perfeccionistas hasta el extremo, lo que les genera angustia. Necesitan controlarlo todo y son inflexibles.
Se estima que alrededor del 10% de la población sufre un trastorno de la personalidad.

Cómo controlar los trastornos de personalidad

Normalmente, las personas que sufren algún trastorno de personalidad no suelen ser conscientes de ello. Es decir, no se dan cuenta de que su manera de procesar o su conducta son disfuncionales, sino que acuden a consulta para aliviar problemas causados por ese trastorno de personalidad, como ansiedad, depresión, abuso de sustancias, problemas de pareja…

En Bilbao
Luis Power Kalea, 2, Bilbao.

Psicólogo para el tratamiento de los trastornos de personalidad en Bilbao

El proceso terapéutico puede ser complicado. Por eso es importante elegir un psicólogo especializado en el tratamiento de los trastornos de personalidad. A través de la terapia conseguiremos que el paciente sea consciente de esos rasgos de su personalidad que producen un comportamiento inadecuado y dañan tanto su vida como la de las personas que le rodean.

Ponte en contacto con Psiconervión, psicólogo para el tratamiento de los trastornos de personalidad en Bilbao.

Valora este tratamientos
Abrir WhatsApp
💬 ¿Necesitas ayuda? ¡Escríbenos!
Hola 👋
¿en qué podemos ayudarte?